No les importa el concurso, ni sus funcionarios